Reflexión.

Un discípulo se reunió con su maestro espiritual para investigar algunos aspectos de la liberación interior y de aquellos seres que logran alcanzarla. Estuvieron comentando durante horas hasta que finalmente, el discípulo le preguntó al tutor:
-¿Cómo es posible que una persona iluminada pueda permanecer serena a pesar de las terribles desgracias que padece la humanidad?
El mentor tomó las manos del discípulo entre las suyas y le dijo:
– Imagínate que tú estás durmiendo. Y además estás soñando que vas en un barco muy grande con otros muchos pasajeros. De pronto, el barco encalla y comienza a hundirse. En ese preciso momento, totalmente angustiado, te despiertas. Y una vez despierto, la pregunta que yo te hago es: ¿Acaso te vas a dormir de nuevo rápidamente para avisar a los personajes de tu sueño?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: